Voces

Tu voz, oh maravillosa voz, emoción me da al sentir tus voz acercándose a mi oído, si tus labios me rozan lo más mínimo, mis células gritan a unísono, que te quieren aún más cerca. Hablame al oído, déjame embriagarme con tu dulce voz, prodúceme un infarto diabético auditivo. Ensordéceme con tu voz, no me dejes escuchar nada más, aíslame en un sueño sonoro, de voz dulce, de palabras intensas y de sentimientos a flor de piel.

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Soñando

Darte Gracias