Un largo día

Un largo día de trabajo, esfuerzos, y stress, son compensados al regresar a casa y saber que estas para mí, igual de cansada, pero tan feliz como yo, de podernos abrazar con las fuerzas que nos quedan, podernos besar dulce y tiernamente, acariciar y ver una sonrisa dibujar en nuestros rostros. Una larga jornada siempre se ve bien recompensada con tu compañía, en mis noches y mis días.

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Soñando

Darte Gracias